Maldito salto de "Bungee"

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    ZIMBABUE (África del Sur) – Muchos saltaron de emoción para recibir el año, pero en su último salto una joven australiana nació de nuevo.

    Erin Langworthy, de 22 años, practicaba un salto de “Bungee Jumping” cuando el cordón elástico de seguridad se rompió.

    La australiana se lanzó desde una altura de 364 pies de altura, cayendo al cauce del rio Victoria en Zimbabue.

    Para suerte de Erin, el rio era lo suficientemente profundo para sustentar el impacto.

    Video: Maldito salto de "Bungee"

    Video: Maldito salto de "Bungee"
    (Publicado sábado 2 de agosto de 2014)

    La joven dice que todo se volvió negro al sentir que su cuerpo se desprendía del cordón. Ella logró zafarse del cordel y quedó viva para contarlo.

    Como dice un buen mentor, el que está en tierra no se cae.