Hermano mayor confiesa haber matado a su padre

El joven tiene 22 años de edad y fue identificado como Hasib Golamrabbi. Su hermano menor, Omar, también está en la mira de la justicia. Aquí detalles de la trágica historia que ha conmocionado a toda una comunidad de California.

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    Departamento de Policía de San José

    LOS ÁNGELES (California) - El mayor de los dos hermanos acusados de asesinar a sus padres en California confesó que baleó a su padre varias veces, pero aseguró no haber disparado contra su madre, de acuerdo con la policía.

    Hasib Golamrabbi, de 22 años, también indicó que un extraño le dijo que baleara a su padre, señaló el sargento Patrick Guire, de la policía de San Jose, en documentos de la corte que acompañaron una querella penal presentada el viernes.

    Guire aseguró que el hermano menor de Golamrabbi, Omar, reveló a los investigadores que Hasib Golamrabbi mató a los dos padres.

    Los hermanos fueron acusados de dos cargos por asesinato cada uno. Omar Golrabbi tiene 17 años, pero fue acusado como adulto.

    Ambos se declararon inocentes, informó Sean Webby, portavoz de la oficina de la fiscalía de distrito del condado Santa Clara.

    Los padres fueron hallados muertos a tiros durante el fin de semana en su hogar en San Jose.

    El hijo mayor de la pareja dijo al diario San Francisco Chronicleen una entrevista desde su celda que está ansioso por contar la verdadera historia pero no ofreció más detalles. Subrayó que su hermano es inocente.

    "Quiero que todo mundo sepa lo que ocurrió", declaró, "pero no puedo decir más sin un abogado".

    Se desconoce de momento si los hermanos han cuentan con abogados contratados.

    Omar Golamrabbi dijo a la policía que él cerró las cortinas después que su hermano asesinó a su padre, y luego su hermano mató a su madre, afirmó Guire.

    Shamima y Golam Rabbi fueron hallados muertos el domingo en su hogar en una tranquila privada. El doble asesinato y la detención de los dos hijos de la pareja han horrorizado a la unida comunidad musulmana a la que la familia pertenecía.