Quiso reponer sus muebles pero la tienda se negó hacerlo

Según la clienta, los muebles se descarapelaron por segunda vez y aúnque tenía la garantía extendida, no lo respetaron.

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    Mujer asegura que mueblería no respeto la garantía

    Mujer dijo que compró unos sillones con la garantía extendida, pero cuando fue a cambiarlos por segunda vez porque estaban defectuosos, la mueblería no quiso cambiarlos.

    (Publicado martes 7 de noviembre de 2017)

    Una mujer dijo haber comprado un mueble que salió defectuoso, pero a pesar de comprar la garantía extendida, el negocio se negó reemplazarlo.

    "Aquí me acostaba a ver mi televisión, no más se llegaba la tarde", dijo Herlinda López quien compró sus sillones de imitación de piel en Casa Linda.

    El mueble le costó $1,200 y además pagó $180 por una garantía de 5 años, pero fue un año y medio después notó algo que no le gustó.

    "Se empezaban a hacer globitos y se les caía el plástico de arriba", dijo López.

    Lopez dijo que le cambiaron los sillones y volvió a pagar la garantía de $180 dólares, pero los muebles de reemplazo, también se despellejaron.

    Se volvió a comunicar con la mueblería de Casa Linda y le dijeron que no se los iban a cambiar.

    "Dije, no, ¿porque? si yo compre una aseguranza para cinco años. Dice no. Eso era a los tres días, por eso ya no es valido", dijo la Señora López.

    Según López, ellos solo se ofrecieron a devolver el dinero que pago por la garantía.

    "Yo creo me vieron la cara muy tonta, porque pensaban que no les iba a pelear ni nada", dijo López.

    El equipo de Telemundo 52 Responde contactó a la mueblería "Casa Linda" y les informó que le habían negado el reemplazo a la Señora López debido a que era la tercer ocasión en que pedía un intercambio. También dijeron que se había tardado más de tres días en reportar el problema.

    Tras la intervención del equipo de Telemundo 52 Responde, Casa Linda acordó en darle otros sillones debido a que se demostró que el material estaba defectuoso.

    En fin, la Señora López recibió la noticia que había esperado por más de medio año.