Compró un bolso de marca y recibió una porquería

DÍAS
HORAS
MINUTOS
SEGUNDOS

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    Compró un bolso por internet y resultó engañada

    Una jóven confió en una oferta que le fue enviada por internet y resultó ser engañada.

    (Publicado jueves 25 de enero de 2018)

    ¿Cuántos de nosotros hemos sido atraídos por ofertas tentadoras que luego resultan ser un gran engaño?

    En estos tiempos de gran consumismo muchas personas son víctimas de los mercaderes que buscan atraer a clientes con su ingenio, quienes a fines de vender, suelen confundir y engañar.

    Pasa muy a menudo. Los “genios del mercadeo” buscan la forma de atraernos para que de primera intensión seamos capturados por el impulso de lo que nos gusta para lograr que inmediatamente saquemos la billetera y “aprovechemos” de inmediato la gran oferta con la que por "suerte" nos acabamos de topar. Y es este precisamente el error más común para quedar estafado.

    La verdad es que la mayoría de las veces la víctima de estafa ignora ciertas señales de alerta y se deja llevar por el impulso de comprar sin verificar más a fondo. Muchas veces el gran precio por la cual ofrecen inicialmente la mercancía nos seduce y terminamos haciendo el peor negocio de nuestras vidas.

    Algo muy parecido le ocurrió a María Elena Gamino quien recibió una gran oferta a su móvil a través de un enlace que le enviaron a su aplicación WhatsApp.

    “Yo me metí y había unas ofertas muy buenas donde decía que una bolsa y una billetera por $69 más $20 shipping, pagabas como $85 y a mí se me hizo muy buena la promoción…”, sostuvo la joven sin imaginarse lo que le esperaba.

    Resulta que tan pronto abrió el paquete de inmediato comenzó a sospechar. A Maria Elena se le hizo muy raro que el paquete no estaba identificado ni parecía ser enviado de la marca Michael Kors, sino de algún lugar en China. Luego, casi al instante, la joven confirmo su temor.

    “la bolsa es como un morral, yo la abro, jalo el cordón y se despedaza… yo dije…cómo!!!”

    Resulta que la mercancía que recibió de vuelta fue una bolsa presuntamente de imitación o de contrabando.

    Los materiales eran de pésima calidad y para colmo no había manera de llamar para reclamar ya que no contaba con un número telefónico de los que le enviaron la mercancía que llegó sin recibo ni ninguna otra identificación.

    Afortunadamente, Maria Elena pagó con tarjeta de crédito y el banco pudo recuperar su dinero pero quiso compartir la experiencia para que a otros no les pase lo mismo.

    La moraleja de esa experiencia es que como consumidores debemos ser un poco desconfiados a la hora de gastar. Una de las primeras señales para una posible estafa es el gran precio inicial que ofrecen.

    En este caso, la bolsa que atrajo a Maria Elena cuesta unos $300 regularmente. Un precio muy por debajo ya debe ser señal de sospecha. Recuerde que el precio es una tentación muy grande puesto que siempre queremos cuidar nuestro bolsillo. No obstante, lo barato muchas veces sale caro. Lo bueno, bonito y barato muy pocas veces existe por lo que debemos mejor ahorrar para luego poder pagar el precio que demanda si queremos algo realmente bueno tal y como aprendió Maria Elena en su caso.

    Recuerde también evitar caer en estas estafas mediante enlaces que le lleguen por email, por los medios sociales, o por aplicaciones telefónicas.

    Si está en busca de un producto, vaya directamente al sitio oficial o cómprelo en sitios reconocidos y garantizados. Antes de pagar, asegúrese que en la dirección de internet exista y aparezca.

    Hágale caso a sus instintos. Si algo le suena raro o sospechoso tómese un momento para realizar una búsqueda en internet para ver si hay fraudes reportados o llame directamente a la compañía. Investigue, busque por ejemplo un teléfono independientemente. No use el que le hayan dado con la oferta.

    Si finalmente llega a caer repórtelo y pase la voz tal como hizo María Elena para así poder compartir lo aprendido y detener a los estafadores.

    No olvide que en Telemundo 52 responde (866-269-6199) estamos a su orden.