La violencia tiene rostro de niña: asesinan a 3

Los despiadados asesinatos de las tres pequeñas indignan a los mexicanos.

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    Tres crimenes sacuden a Mexico

    En distintos hechos y lugares, dos menores de 7 y 8 años y una bebé de 8 meses, fueron víctimas de tres asesinos despiadados. (Publicado miércoles 18 de julio de 2018)

    El rostro de Ana Lizbeth en este cartel era la esperanza para encontrarla con vida; esperanza que no se cumplió: la encontraron muerta, dentro de una bolsa, con huellas de violación y su asesinato conmocionó a todos.

    El lunes la pequeña de 8 años acompañó a su madre al trabajo, en Juárez, Nuevo León.

    En un descuido, un hombre se la llevó. Ya fue identificado, debido a que fue captado por una cámara de seguridad. Años antes, estuvo en la cárcel acusado de violación. Ahora, es buscado por la policía, pero la pequeña Ana Lizbeth fue solo la primera víctima.

    A este hospital llegó una madre con su pequeña bebé de 8 meses. Tenía golpes y una cuchillada en el rostro.

    Los médicos en León, Guanajuato, no pudieron salvarle la vida. El asesino habría sido su propio padre. Cuando lo arrestaron estaba bajo los efectos de drogas.

    "Testigos) hacen referencia a que la menor chillaba, el padre la estuvo lesionando, la estuvo golpeando", dice el fiscal de Guanajuato, Jesús Aguilera.

    Los asesinatos de las niñas, catalogados ya como feminicidios, ocurrieron en menos de 24 horas, pero son parte de una cifra más dolorosa e indignante: en lo que va de este año casi 50 niñas han sido asesinadas.

    Esta casa en Altamira, Tamaulipas, parece sacada de un cuento de terror. Aquí fue violada y asesinada de 20 puñaladas Victoria, tenía 7 años. El presunto asesino era un amigo de la familia, lo encontraron colgado de un árbol, no se sabe si se suicidó o lo mataron.

    Para la Red de Defensa de los Niños, los asesinatos de las pequeñas fueron cometidos porque los criminales son más fuertes que las niñas y quizás porque ellos creen que no serán castigados.

    "Se debe a la impunidad", concluye Juan Martín Pérez, de la Red de Defensa de los Niños.

    Y es que la tragedia y el dolor tienen rostro de niña, de tres pequeñas inocentes e indefensas.