Gobierno deporta a Cuba a 51 migrantes indocumentados

Se trata del segundo grupo de deportados en menos de dos semanas.

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    Gobierno deporta a Cuba a 51 migrantes indocumentados
    EFE

    México envió a Cuba un segundo grupo de 51 migrantes ilegales, entre ellos madres con niños, que llegaron a La Habana dentro de los acuerdos de migración entre ambas naciones, informan el sábado medios oficiales de la isla. 

    Los cubanos deportados salieron del país legalmente hacia territorios centroamericanos, pero se convirtieron en migrantes irregulares durante su recorrido por México hacia Estados Unidos, el destino de la gran mayoría de los isleños, indica el diario estatal Granma. 

    Muchas de las vías utilizadas por los migrantes están "vinculadas a fenómenos como el tráfico ilícito de personas, la trata, la extorsión y manipulación y el engaño", señala el órgano del gobernante Partido Comunista de Cuba (único legal). 

    Este es el segundo grupo de cubanos deportados desde México en menos de dos semanas. 

    El 27 de marzo llegaron a la capital cubana a bordo de un avión de la Policía Federal Mexicana 66 migrantes cubanos, entre ellos 45 hombres, 20 mujeres y una niña de 11 años. 

    Las autoridades cubanas explicaron que los recién llegados podrán regresar a sus domicilios, excepto aquellos que tengan deudas con la justicia. 

    Los deportados no encontrarán "ningún impedimento para viajar nuevamente", reiteraron. 

    Cuba y México firmaron un acuerdo en 2008 y un memorando en 2015 con el fin de "garantizar un flujo migratorio legal, ordenado y seguro entre ambos países" así como "combatir y prevenir la trata de personas y otros delitos asociados a la migración" en México. 

    México ha sido desde hace algunos años uno de los principales destinos de los cubanos que buscan llegar a Estados Unidos, cuyo Gobierno canceló en enero de 2017 la política "pies secos/pies mojados" que brindaba la residencia permanente a los ciudadanos de la isla que tocaban territorio de ese país. 

    Sin embargo, desde que Panamá y Nicaragua flexibilizaron en 2018 sus requisitos de viaje, muchos isleños han usado estos países como punto de partida para el viaje hacia territorio estadounidense.