los angeles

“Él cantaba para el pueblo”: muralista inmortaliza a Vicente Fernández en Pacoima

Seguidores de Vicente Fernández dicen que el mural es un orgullo por sus raíces mexicanas.

Telemundo

Los murales de Héctor Ponce, el pintor de Pacoima, adornan la “milla de los murales” con otros grandes personajes de la cultura, además incluye a su hijo e hija. Pero uno en particular es especial para él.

Vuelven a reunirse cientos de fanáticos en el Paseo de la Fama en el homenaje a Vicente Fernández.

Pintó a la leyenda mexicana Vicente Fernández, con la que dejará una huella imborrable en un tramo del boulevard Van Nuys.

“Nació en el pueblo y también canta para el pueblo, así que es el hijo del pueblo”, dijo el muralista.

Como un joven de una localidad pequeña, Ponce dijo que ve la conexión entre su crianza humilde y la de Fernández. Este mural es un trabajo de amor.

"Y lo hago gratis porque la gente de este barrio no tiene dinero para pagar por el mural, entonces traje a Vicente Fernández porque es el rey", dijo.

Fernández murió el domingo a los 81 años, pero su impacto en la cultura mexicana no morirá con él, dicen sus seguidores.

"Él es el corazón de la música ranchera y queremos mantenernos al día con ese estilo. Me encanta ese estilo", dijo Roy Welch.

La Cámara de Hollywood regaló flores para adornar su estrella en el paseo de la fama de Hollywood el lunes, un gesto para el hombre que durante 20 años tuvo el récord de más seguidores en asistir a una ceremonia de estrellas.

"Nos sorprendió la cantidad de personas que se presentaron. Hizo que 4,000 personas asistieran a su ceremonia estelar", dijo Ana Martínez del paseo de la fama de Hollywood.

Durante la noche, los fanáticos dejaron flores para un monumento que continúa creciendo.

"Siempre estuvo ahí para cada ocasión, triste o feliz, está ahí", dijo el aficionado Iván Vásquez.

La seguidora Elizabeth Ascencio no pudo ir a Hollywood, pero no tuvo que ir muy lejos para recordar al hombre que consideraba como una especie de abuelo.

Ascencio dice que el mural en Pacoima es un símbolo de orgullo por sus raíces mexicanas.

"Él es parte de nuestra familia. Me siento poderosa porque él es parte de nosotros, me siento agradecida por ser mexicana y me siento como en casa. Aunque no estoy en casa, me siento como en casa ", dijo Ascencio.

Contáctanos