sur de los angeles

Mujer alega que fue atacada en plena luz del día mientras caminaba al trabajo

"Me agarró por el cuello, y me manoseó. Cuando yo quise gritar, fue cuando me metió la mano a la boca", dijo la presunta víctima.  

Telemundo

Una mujer alega que fue atacada por un hombre en la mañana del lunes en el sur de Los Ángeles.  

El supuesto ataque ocurrió en una área residencial, como a las 8 a.m. A pesar de que hay algunas cámaras de seguridad, lo único que se conoce hasta el momento es la descripción que hizo la víctima.

María Elena Rubio caminaba por la banqueta rumbo a su trabajo cuando, a media cuadra de la intersección del Bulevar Adams y la Calle Trinity, un hombre la atacó por la espalda.

“Me agarró por el cuello, y me manoseó. Cuando yo quise gritar, fue cuando me metió la mano a la boca, una mano sucia, muy sucia, pienso que fue un indigente”, dijo Rubio. 

El atacante se dio a la fuga, pero Rubio, memorizó importante información sobre el hombre, a quien describe como latino de tez morena. 

“[El atacante tenía una] estatura media, pelo corto, redondo, chino, y vestía con una playera negra con manga arriba del codo, y unos ‘shorts’ verde, como verde claro”, dijo Rubio.

Según Rubio, el hombre cargaba una mochila en la espalda y posiblemente tiene entre 30 a 35 años de edad.

“En mi coraje y desesperación, me levanté y lo seguí, para mirar bien quien era. La cara no se la vi, pero si yo lo miro, yo lo reconoceré”, dijo Rubio

Cuando se enteraron de lo sucedido otras personas que caminan, o trabajan por el área, dijeron que van a tener mucho más cuidado, y van a estar más alertas. 

“No, yo estoy nomás al tanto, nomás a ver qué es lo que está pasando”, dijo Ruth Cabrera, residente del área. “Dicen que uno tiene que traer un perfume en la mano, por si alguien ataca, así echarle en los ojos. Qué más puede hacer uno”.

El ataque ya se reportó a la policía y Rubio ahora quiere que las autoridades lo encuentren antes de que ataque a otra víctima.

“Lo que yo sentí, es la mano. Estaba sucia, muy sucia, me dio mucho asco y dolor de cabeza”, dijo Rubio.

Rubio no se presentó a trabajar y, aunque el susto ya se le pasó y no sufrió heridas graves, dijo que sentía dolor en un pie. 

Contáctanos