Viuda describe cómo murió su esposo en sus brazos

Miguel Alejandro Hernández Guerrero murió baleado tras una pelea en un club nocturno.

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    Hombre muere en brazos de su esposa tras ser baleado

    Un desgarrador relato fue el que ofreció una viuda al describir el momento en que su esposo murió en sus brazos. (Publicado martes 17 de mayo de 2016)

    SAN ANTONIO – Un desgarrador relato fue el que ofreció una viuda al describir el momento en que su esposo murió en sus brazos.

    Miguel Alejandro Hernández Guerrero, de 34 años, falleció tras recibir varios balazos al rostro en el estacionamiento del club nocturno Joe's Volcano este fin de semana.

    "Él nada más abrió sus ojos y vio hacia el cielo y tomó un suspiro. Y al verle yo sus ojos, vi que su alma ya no estaba aquí", dijo Maira Guerrero, la viuda de la víctima.

    De acuerdo a las autoridades, el fallecido tuvo una discusión con su expareja y un hombre adentro del club nocturno, por lo que fueron expulsados del lugar por los guardias de seguridad.

    La mujer y varios hombres supuestamente dispararon en contra de Hernández y uno de sus amigos desde el interior de una camioneta Cadillac Escalade negra en el estacionamiento del lugar.

    "Él nada más cayó al suelo y yo le agarraba su cara porque le salían chorros de sangre por la cara y el oído", agregó Maira. "Le hablaba, 'mi amor por favor despiértate', y me puse a orar, hincada ahí con él en el suelo, pidiéndole a Dios que me hiciera el milagro".

    El amigo, identificado como Héctor Javier Ruiz, de 35, sufrió varios balazos al torso y las piernas. Ambos heridos tuvieron que ser trasladados al hospital University, donde falleció Hernández, dijo la policía.

    Se cree que los sospechosos huyeron sobre el Loop 410 con dirección al sur tras el tiroteo ocurrido este domingo a eso de las 2:30 a.m. en el club ubicado en 6844 Ingram Road.

    No se han reportado arrestos hasta el momento, pero las autoridades piden a quien pueda tener información sobre los sospechosos llamar al 210-224-7867.