El “Ángel de la muerte”, temido torturador y asesino