Guerra de opiniones por ley sobre gays

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    LOS ÁNGELES (California) - Tremenda situacion se está registrando en el estado de Arizona, donde tres senadores republicanos que votaron en favor de una propuesta de ley, que permitiría a los dueños de negocios, negar servicio a gays sobre la base de sus creencias religiosas, enviaron una carta a la gobernadora Jan Brewer, en la que la llamaron a vetarla.

    La misiva se produce en momentos en que más miembros prominentes del partido, presionaron a la gobernadora en favor de un veto, entre ellos el senador John McCain. Cinco de los siete candidatos republicanos a gobernador también han pedido el veto o la retirada de la propuesta. El más reciente es Frank Riggs, un ex congresista de California, quien dijo que el asunto es "una solución en busca de un problema". Los senadores estatales Bob Worsley, Adam Driggs y Steve Piercem, enviaron su carta pidiendo un veto apenas días después de haberse sumado al resto de la bancada republicana en el Senado para votar a favor de la ley.

    La propuesta de ley desató controversia en todo el país, en la que participan desde defensores de los derechos de los gays hasta políticos de todas tendencias. Dos senadores de Arizona, los republicanos McCain y Jeff Flake, han pedido un veto, al igual que grupos empresariales como la Cámara de Comercio e Industria del estado. El lunes, McCain envió un tuitt que decía: "Espero que la gobernadora Brewer vete #SB1062."

    La propuesta fue patrocinada por el Centro para Políticas de Arizona (CAP), un grupo conservador que se opone al aborto y los matrimonios gay. El grupo dice que la ley es necesaria como protección contra cortes federales cada vez más activistas y que simplemente clarifica legislación ya existente.