Misuri: nueva batalla campal en Ferguson

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    Getty Images

    FERGUSON, Misuri - La policía y los manifestantes volvieron a chocar en las calles de Ferguson un día después de que el gobernador de Missouri ordenó el despliegue de la Guardia Nacional para ayudar a restablecer la calma en el suburbio de San Luis donde un adolescente negro murió baleado por un agente de policía. Los manifestantes salieron a las calles después del anochecer, y los agentes utilizaron megáfonos para ordenarles que se dispersaran. La policía desplegó artefactos de ruido aturdidor y disparó granadas de destellos y gas lacrimógeno. Las autoridades dijeron que arrojaron bombas incendiarias desde la multitud y les dispararon a los agentes. La policía le dijo a los manifestantes que no se podían reunir en un solo lugar y debían mantenerse en movimiento. Después de que las calles estaban en gran medida despejadas, las autoridades ordenaron a los periodistas abandonar el lugar. Al menos tres periodistas fueron detenidos y después liberados. La policía dijo que al menos dos personas resultaron heridas de bala y hubo 31 arrestados. Al menos cuatro agentes resultaron lesionados por rocas o botellas. Controlar a la multitud siguió siendo responsabilidad de la policía, y la mayoría de las unidades de la Guardia Nacional que habían sido convocadas por el gobernador Jay Nixon mantuvieron su distancia de las protestas y protegieron un área de preparación policial.