Alegan depravación en iglesia

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    LOS ÁNGELES (California) – Nuevamente se registran acusaciones de abuso sexual de una figura religiosa, y en este caso, se trata de un miembro de una iglesia de Testigos de Jehová, ubicada en el área de Sun Valley.

    El sospechoso de saciar su sed enfermiza de sexo a la fuerza, es Marcelo Lozano de 34 años de edad. Él ya está tras las rejas, pero pudiera salir libre temporalmente si paga una fianza de $1.8 millones.

    Por su parte, las supuestas víctimas de bajas pasiones siguen en el anonimato, solo se sabe que son cuatro varones menores de edad y que los abusos ocurrieron entre los años 2006 y 2013.

    Se sospecha que pueda haber más víctimas de este presunto depravado, así que se pide a la comunidad que si tiene información al respecto, que lo reporte de inmediato.