Prueba de ADN libera a reo tras 34 años preso

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    Getty Images
    Una serie de nuevas pruebas de ADN dejó en libertad a un reo que pasó 34 años tras las rejas.

    Un hombre que pasó 34 años en prisión por la violación y asesinato de una adolescente fue liberado el jueves después que un juez eliminó su condena en base a nuevas pruebas de ADN.

    Lewis Fogle, de 63 años, quedó en libertad condicional porque sigue acusado y podría volver a ser juzgado por el fiscal Patrick Dougherty, quien presentó la moción conjunta de levantar la condena junto con el Proyecto Inocencia, con sede en Nueva York.

    [EN FOTOS: 77 hispanos en el 'corredor de la muerte' en Texas]

    "Estamos increíblemente agradecidos al fiscal de distrito Patrick Dougherty por trabajar con nosotros para efectuar pruebas de ADN y por admitir que la condena al señor Fogle debía ser desechada", afirmó David Loftis, abogado ejecutivo del Proyecto Inocencia (Innocence Project en inglés).

    Pero Dougherty aclaró que sus acciones -como también la decisión del juez- no significan que Fogle haya sido exonerado por la violación y muerte de Deann Katherine Long, de 15 años, en 1976.

    [Te puede interesar: Sentencian a James Holmes a cadena perpetua]

    "No concuerdo con que sea inocente", aclaró el fiscal. "Tampoco deseo dejar que salga de prisión quien merezca estar en ella".

    Dougherty revisa y estudia más pruebas antes de anunciar el 14 de septiembre si Fogle será juzgado nuevamente por asesinato en segundo grado. En Pennsylvania, esa figura legal se define como dar muerte a alguien durante la comisión de otro delito, en este caso, violación.

    Fogle negó toda participación. Fue el único de cuatro arrestados en marzo de 1981 en ser sometido a juicio. Paul Cates, un vocero del Proyecto Inocencia, dijo que los abogados no desean que Fogle responda preguntas específicas sobre el caso "por lo mucho que hay en juego".

    Su esposa, Deb Fogle, dijo que siempre tuvieron la esperanza de que sería liberado. "Él es mi esposo, y lo amo", agregó llorando. "Estamos tan felices hoy".

    El cadáver de la muchacha fue hallado el 31 de julio de 1976 por alguien que recogía frutas en el bosque. El día anterior, la hermana menor de Deann vio que un hombre le decía a Deann que su hermano había estado en un accidente automovilístico, y que vio a su hermana subir al automóvil del hombre.

    Ese hombre se internó en una clínica siquiátrica y fue interrogado cinco veces sobre el asesinato aunque nunca fue acusado. Pero después de ser hipnotizado para asistir a la investigación, el hombre dijo que estuvo presente cuando Fogle, su hermano y otros dos hombres violaban a la niña antes de matarla a tiros.

    Fogle fue procesado y condenado después que tres informantes en la cárcel atestiguaron que les confesó el crimen. Los cargos contra su hermano, que fue encarcelado por abuso sexual de menores el año pasado, fueron levantados después de juicios rápidos. Los fiscales citaron falta de pruebas y levantaron los cargos que pesaban sobre los otros dos, uno de los cuales murió.

    Dougherty dijo que la nueva prueba proviene de una muestra de semen obtenida del cadáver de Deann por medio de tecnología nueva. El examen demostró que el semen no pertenecía a Fogle.

    "Creo que eso es suficiente para juzgarlo nuevamente y eso es todo a lo que accedí", dijo Dougherty. Ahora ha hecho examinar la muestra para ver si coincide con alguno de los otros tres acusados originalmente.

    Sea como fuere, el fiscal opina que puede no haber muchas pruebas para volver a juzgar a Fogle.