Tres siguen hospitalizados tras tiroteo en aeropuerto

Uno de los tres está en buenas condiciones, otro está grave y el estado del tercero es crítico.

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    Esteban Santiago está acusado de matar a cinco personas en el área de reclamo de equipaje del aeropuerto. (Published miércoles 11 de enero de 2017)

    MIAMI - Solo tres de las personas heridas en el tiroteo registrado en el aeropuerto internacional de Fort Lauderdale, Florida, el pasado viernes, siguen todavía hospitalizadas, y una de ellas está en estado crítico, informó el miércoles el Broward Health Medical Center.

    En un breve comunicado el centro médico informó del alta de un herido y del estado de los tres que siguen ingresados, de los cuales dos sufrieron heridas de arma de fuego, sin informar las identidades ni dar detalles de ninguno de ellos.

    Uno de los tres está en buenas condiciones, otro está grave y el estado del tercero es crítico, se limita a decir el comunicado.

    De igual modo, el miércoles se dio a conocer la identidad de la quinta persona fallecida durante el ataque. Las víctimas mortales son Shirley Wells Timmons (70 años), Mary Louise Amzibel (69), Michael John Oehme (57), Olga M. Woltering (84) y Terry Michael Andres (62).

    El exmilitar de origen puertorriqueño Esteban Santiago Ruiz, de 26 años, ha sido acusado del tiroteo del pasado 6 de enero, en el que murieron cinco personas y una decena resultaron heridas.

    Uno de los cargos que se le imputan puede ser castigado con la pena de muerte, según se le advirtió en su primera comparecencia ante la justicia, que tuvo lugar este lunes.

    Santiago Ruiz, quien estuvo dos años destinado en Irak y presuntamente padece un trastorno psicológico, se entregó a la policía después de supuestamente haber disparado con una pistola de nueve milímetros en una sala de recogida de equipajes del aeropuerto internacional de Fort Lauderdale.

    El tiroteo fue registrado por las cámaras de seguridad.

    El miércoles se conoció que un agente de policía fue suspendido de empleo y sueldo por ser presuntamente quien entregó uno de esos videos a un medio digital para su publicación.

    El video de unos 20 segundos difundido el pasado domingo muestra cómo el atacante dispara a sangre fría a otras personas que como él acababan de llegar al aeropuerto.

    El hombre confesó a la policía haber planeado el ataque, pero sus motivaciones no han sido determinadas todavía. Las autoridades no han descartado que se trate de un acto terrorista.