Dylann Roof enfrenta 33 cargos por masacre

Dylann Roof enfrenta 33 cargos por masacre

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    Getty Images
    Dylan Roof, el joven acusado de asesinar a nueve personas afroamericanas mientras participaban de una reunión en un iglesia en Charleston.

    El hombre acusado de matar a nueve feligreses negros de una iglesia en Charleston ha sido instruido de decenas de cargos federales, dijo a The Associated Press un funcionario allegado al caso.

    Un jurado de instrucción presentó 33 cargos federales contra Dylann Roof, de 21 años, el miércoles, dijo el funcionario, que habló bajo la condición de anonimato porque aún no se anunciaba públicamente el procedimiento.

    [Nota relacionada: Describen a Dylan Roof como 'racista declarado']

    Era una decisión prevista desde el arresto de Roof después de la matanza del 17 de junio en la iglesia metodista episcopal Emanuel en el centro de Charleston.

    Video: Dylann Roof enfrenta 33 cargos por masacre

    Video: Dylann Roof enfrenta 33 cargos por masacre
    El joven de raza blanca está acusado por la muerte de nueve personas afroamericanas mientras participaban de una reunión en una iglesia. (Publicado miércoles 22 de julio de 2015)

    Las autoridades federales habían dicho que la matanza reunía los requisitos legales para declararla un delito agravado por el odio racial. Roof, un hombre blanco, apareció en fotos con la bandera de la Confederación y aparentemente escribió textos racistas.

    [Te puede interesar: Perfil de Dylan Roof]

    Roof ya debe responder a nueve cargos de asesinato ante la justicia estatal. Los fiscales no han dicho si pedirán la pena de muerte.

    Los delitos de intolerancia suelen ser complicados para el gobierno porque debe demostrar que el acusado estuvo motivado principalmente por la raza o religión de una víctima para contrarrestar otros factores que suelen esgrimir los abogados defensores, como drogadicción o enfermedad mental.

    El año pasado, un tribunal federal de apelaciones en Ohio revocó condenas por delitos de intolerancia contra hombres y mujeres del grupo Amish acusados de cortar a la fuerza el cabello y la barba de otros miembros del grupo por haber supuestamente desafiado la autoridad del líder comunitario.