No hay consuelo tras muerte de estudiante

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    Amy López
    Joven asiste a una fiesta y no vive para contarlo.

    La escuela preparatoria Panorama tiene hoy a especialistas para dar terapia a sus estudiantes, tras la muerte de uno de sus compañeros. La víctima es Salvador Preciado, quien primero asistió a una fiesta en la que presuntamente abundaba el alcohol y después partió para dormir en casa de un amigo. Según el reporte, al amanecer todos pensaban que estaba dormido, pero fue la propia madre del joven quien al querer despertarlo descubrió que estaba muerto. Testigos han declarado que alguien colocó algo en su bebida y después la víctima comenzó a comportarse de una manera extraña, pero no será hasta que se haga una autopsia que se sabrá la causa exacta de su muerte. Salvador Preciado tenía 17 años de edad, era un destacado jugador de futbol y estaba en su último año de educación media. En la escuela preparatoria Panorama se ha colocado un altar improvisado en su honor, donde cientos de jóvenes han acudido a recordar a su amigo y compañero.